La pieza de la semana: Automat, Edward Hopper

Una mujer sentada en una cafetería. Entregada a sus pensamientos. Está sola.  Hay nadie a su alrededor. Sobre la mesa, una taza. Quizás contenga té. Quizás café. Un instante efímero que se congela. Un momento que capta una mirada ajena.

Automat (1927), Edward Hopper

Pintada en 1927, Automat es mi pintura favorita del pintor realista americano Edward Hopper. Su obra se caracteriza por enmarcar escenas en las que la soledad es el sujeto principal. Hay una cierta “mirada voyeurística”: el observador y el observado. Hay ausencias. Hay personajes absortos en un lugar mental en el que sólo ellos existen. Me identifico. Quizás hasta me describo. Quizás por eso es mi favorita.

Jo, la esposa del pintor, posó para la pintura, la cuál fue develada en el Centro de Arte de Iowa el 14 de febrero de 1927. Existe cierta similitud entre esta obra y “El Ajenjo”, de Edgar Degas. Tanto en una como otra hay un personaje femenino que está-y-no-está presente. No puedo describir la escena con otra palabra que no sea “soledad”. Loneliness. Solitude. I restore myself when I’m alone, dijo Marilyn Monroe.

El Verano pasado estuve mucho tiempo sólo. Solía pasar mis tardes viendo pinturas de Edward Hopper. En esos momentos supe que yo realmente era feliz…cómo lo recuerdo.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s